Quienes somos

Historia de la Sociedad Filarmónica de Castellón: Memoria de mil conciertos

La Sociedad Filarmónica de Castellón cumple 95 años de vida. Durante estos años se ha consolidado como una de las entidades musicales de nuestra provincia de mayor prestigio y veteranía, por lo que ha influido de manera decisiva durante muchos años en la actividad cultural de la provincia. En 2008 celebramos con orgullo haber superado los 1000 conciertos y una programación continua de música clásica interpretada por prestigiosos artistas, orquestas y agrupaciones musicales. En el libro Memoria de la Sociedad Filarmónica de Castellón, de Jaime Peris y Vicente Calduch, recogen y plasman parte de su abundante y próspera historia cultural.

Concierto de la Orquesta Sinfónica de Castellón dirigido por Zubin Mehta, celebrado en el Auditori i Palau de Congressos de Castellón, el 10 de febrero de 2012, para conmemorar el 85 aniversario de la Sociedad Filarmónica de Castellón.

Fuente: El Periódico Mediterráneo (web: http://www.elperiodicomediterraneo.com/noticias/espectaculos/apoteosico-zubin-mehta_717052.html)

Ha tenido un excepcional protagonismo y dedicación en la difusión de la cultura musical entre los ciudadanos, con un extraordinario conocimiento de la música clásica, ampliamente reconocido por su importancia e influencia. Así, en el año 2006 fue galardonada con la Distinción al Mérito Cultural. Ha sido labor de la Sociedad Filarmónica la promoción y difusión de la música en Castellón, participando en la programación clásica anual e interpretando obras que llegan a todo tipo de público. Porque el disfrute de la música es un elemento imprescindible para cualquier sociedad que quiera crecer y sentirse viva.

En el primer cuarto del siglo XX, iniciativas similares a nivel cultural surgen en otras ciudades importantes de España. En Castellón, un día de 1923, un reducido grupo de gente interesada por la música, y con la convicción de que es un elemento importante de armonía cultural y cohesión social, decidieron constituir y fundar la Sociedad Filarmónica de Castellón, liderada por D. José Vilaplana Mercader, el que fue su primer presidente. La fundación de la Sociedad Filarmónica, tuvo su acto inaugural el 19 de noviembre de ese mismo año, con la actuación del Trío de Barcelona, compuesto por violín, violonchelo y piano.

Se abordó una programación de la que se había carecido, y fue cubierta al más alto nivel, con los más destacados artistas internacionales del momento: Brailowsky, Saüer, Rubinstein, y muchos más. Pero sostenerlo no resultó tarea fácil. En tan larga historia, hay épocas de esplendor y decaimiento, en las que la presencia de la Sociedad Filarmónica varía, pero continua hasta la actualidad. Han sido muchos los testigos y actores principales en las ultimas décadas de la vida de la Filarmónica, y algunos han realizado un meritorio trabajo de recuperación de nuestra memoria, contrastando y constatando hechos de la historia de nuestra casi centenaria sociedad.

El entusiasmo que precede llega con plenitud y brillantez hasta nosotros, pero dicho legado lleva el compromiso de recoger el testigo, acrecentar el nombre, el prestigio y la reputación que la casi centenaria sociedad atesora. La programación de conciertos de calidad sigue siendo el primer y básico objetivo, además de impulsar también otras iniciativas, e influir en decisiones, actuaciones y oportunidades que se presentan en la sociedad de Castellón en el ámbito de la cultura y la música. Ahora nuevos retos se plantean para preservar esta herencia de mano de nuestro presidente D. Miguel Ángel Trilles, la junta de gobierno y, evidentemente, nuestros socios.